Alimentación en verano para los hipertensos

Alimentación en verano para los hipertensos

 

Uno de cada cuatro adultos sufre de hipertensión. Sobre todo en verano, es muy importante cuidar de ella y tomar alimentos para la hipertensión que la reduzcan y la mantengan como es debido.

¿Qué es la hipertensión?

Es una afección crónica que destaca por un aumento de la presión arterial. Si no se tiene cuidado con ella, existe riesgo de sufrir trombosis cerebral o infarto de miocardio, entre otros. Sin embargo, es una patología tratable, ya que existen hábitos y alimentos que son muy buenos remedios para bajar la tensión y controlarla.

Cómo bajar la presión arterial

Los hábitos del día a día son muy importantes, así como seguir una dieta para hipertensos que regule la presión y evite sustos innecesarios.

Bajar la presión arterial con una dieta específica

 

Existen multitud de alimentos para hipertensos que son altamente recomendables, así como dietas específicas que combaten esta patología. Por ejemplo, se puede tomar leche desnatada y mandarinas para desayunar, comer crema de verduras y pera y cenar ensalada, palometa al horno y un plátano.

Otro ejemplo sería desayunar leche desnatada, pan con miel y kiwi, comer arroz blanco con lubina y cenar espinacas, pollo y una pieza de fruta.

Se puede elegir la dieta que más convenga a cada uno y tener buena salud al mismo tiempo que no se pierde el gusto por comer alimentos ricos. Lo mejor es consultar a un nutricionista que guíe a cada uno por el mejor camino, atendiendo a sus gustos y dando las mejores recomendaciones.

Ahora más que nunca, en verano debe seguirse una dieta especial que ponga énfasis en la fruta fresca y en los líquidos, así como en los frutos secos. Por ello, consultar a un especialista ha de tenerse muy en cuenta.

Alimentos para bajar la presión

 

En primer lugar está el ajo. Ayuda a purificar la sangre y tiene un efecto dilatador en los vasos sanguíneos. Esto último es de vital importancia, pues uno de los efectos de la hipertensión es el endurecimiento de las arterias y una dificultad mayor para que la sangre se desplace por ellas. Además, es antibacteriano y antifúngico.

En segundo lugar, no se puede dejar de lado el apio. Es depurativo y diurético, por lo que ayuda a disminuir el volumen de la sangre que corre por las arterias. También contribuye a eliminar el sodio en exceso por la orina y, además, es muy fácil de tomar en zumos, purés o ensaladas.

En tercer lugar se encuentra la pera. Es una de las frutas que más agua contiene, por lo que destaca por su efecto diurético. Además, contiene muy poco sodio y regula la tensión estupendamente. El potasio que contiene también es un gran aliado para mantener una sangre fuerte y constante, así como para regular la presión arterial.

A continuación viene la alcachofa. Un alimento beneficioso en muchos sentidos, especialmente cuando se habla de hipertensión. Favorece la eliminación de líquidos, por lo que la sangre correrá de forma más fluida. Es especialmente rica en potasio, como el plátano, que también es un aliado fundamental, y favorece la función hepática.

Tampoco se puede olvidar el limón. Tomar un vaso de agua tibia con unas gotas de limón ayuda a la dilatación de los vasos sanguíneos (como se ha dicho antes con el ajo), por tanto, la presión arterial podrá ser controlada de mejor forma.

Por último, uno de los alimentos más curiosos: las semillas de sandía. Muchos las desechan, pero están desechando también el cucurbocitrin, una sustancia que también dilata los vasos sanguíneos, mejora las funciones de los riñones y combate la artritis. Un desconocido que puede ser de una ayuda inestimable.

En definitiva, es recomendable tomar estos alimentos para la hipertensión a modo de prevención o tratamiento, junto con las indicaciones del médico.

También te puede interesar...

1Comment

Post A Comment