Otitis en los niños

enfermedades

Otitis en los niños. Una de las principales preocupaciones de las madres con niños muy pequeños es la infección de oído.

La otitis es una inflamación del oído, puede ser del oído externo (fuera del tímpano) o del oído medio (otitis media aguda). La otitis externa se conoce como la otitis del nadador y aparece en niños que están durante mucho tiempo bajo el agua de la piscina o de la playa. La otitis media es más peligrosa y es la que suele aparecer en niños menores de un año.

Los síntomas más frecuentes de la otitis, sobre todo en la edad pediátrica, son fiebre, dolor de oído, irritabilidad y tinnitus. La otitis media es una de las enfermedades más frecuentes en los niños y una de las causas de pérdida de audición en éstos. Por eso es muy importante que, al mínimo síntoma, se acuda al médico para que éste pueda examinar el oído y valorar el grado de infección.

Muchas veces los niños, según el tiempo que tengan, no podrán decirnos que les duele el oído. Entonces, ¿cómo podremos detectarlo? Lo veremos si el niño se frota o se tira mucho la oreja, llora, lo vemos decaído y, por supuesto, si tiene fiebre.

La principal causa de la otitis es el mal funcionamiento de la trompa de Eustaquio, conducto que comunica el oído medio con la rinofaringe. Otras causas son la infección de la vía respiratoria alta, problemas alérgicos, entre otras.

En cuanto al tratamiento, si la otitis externa es leve, tratándola con ibuprofeno o paracetamol será suficiente para aliviar el dolor y la fiebre. Sin embargo, en caso de una otitis más complicada, con inflamación, el tratamiento a seguir será a base de antibióticos. Hay muchos antibióticos que se pueden utilizar para tratar este tipo de infecciones, pero será el pediatra la persona que escogerá cuál de ellos es el más conveniente para la infección detectada. El tratamiento, por norma general, dura entre 8 y 14 días.

Consejos:

  • En niños muy pequeños que todavía toman biberón, tendremos que dárselo estando sentado
  • Evitar el humo del cigarrillo
  • Evitar llevarlo a la guardería mientras perdure la infección
  • Evitar la piscina en períodos de más infección
  • Conocer bien la patología, si es otitis externa u otitis media

 

Desde isalud.com te recomendamos que, para prevenir otitis infantiles, cuides y mantengas a base de suero fisiológico, en caso de resfriados, la higiene nasal de tus hijos, además de los consejos mencionados anteriormente. Es muy importante que lleves a tus hijos al especialista porque hay peligro que se perfore el tímpano, quedando afectada la capacidad auditiva. En iSalud podrás contratar el seguro de salud más completo, con las máximas coberturas y al mejor precio, con el que te podrán ayudar en todos los campos de la salud de tus hijos.

¿Te ha gustado el post?
Valóralo y compártelo en tu red social.