¿Por qué contratar un seguro médico?

Podemos comer sano, hacer ejercicio, dormir 8 horas…  y, aun así, seguiremos necesitando médicos y especialistas a los que acudir. No existe en el mundo una sola persona con la salud perfecta y es por eso que existe la profesión médica y los demás servicios de salud. Las compañías aseguradoras nacen de esta realidad, buscando ofrecer los mejores servicios médicos al mejor precio, siempre que uno de sus asegurados pueda necesitarlo. Son muchos, pero, los que no ven necesario contratar un seguro médico, y es que en España solo el 30% de las familias dispone de cobertura sanitaria privada. El resto optan por utilizar solamente los servicios de salud pública del Estado.

 

¿Por qué contratar un seguro de salud?

Es habitual preguntarse: si ya existe la sanidad pública, ¿por qué quiero un seguro médico? Son muchas las ventajas que ofrece un seguro de salud –ahora entramos en ellas- pero lo primero a tener claro es que, al contratar un seguro médico, no renunciamos a nuestro acceso a los servicios de la sanidad pública. Los seguros de salud privados no son un bien excluyente, sino complementario.

Más allá de esa complementariedad, la principal ventaja de contratar un seguro médico es la agilidad y rapidez con la que podemos hacer uso de sus servicios y lo personalizado que está cada seguro de salud. Olvídate de las consultas previas con un médico de cabecera, de las listas de espera y de las citas a tres meses vista; con un seguro de salud podrás reservar citas médicas y tratamientos cuándo tú quieras y con tu médico o especialista favorito, sin necesidad de visitar antes a un médico generalista. Lo mismo se puede aplicar a los casos de urgencias, donde nos evitaremos esos interminables momentos en salas de espera de hospitales masificados.

En caso de que necesites una hospitalización, el hecho de tener contratada una póliza de salud también implica ventajas. A diferencia de la sanidad pública, la sanidad privada te permite escoger en qué hospital prefieres ser ingresado y también te da la opción de no compartir habitación con ningún otro paciente, lo que supone una ventaja tanto para el hospitalizado como para los familiares que lo visiten y acompañen.

Además, la mayoría de seguros médico incluyen también cobertura dental. Este es un gran punto a favor de contratar un seguro de salud, pues es una especialidad que la sanidad pública no contempla y sus costes son bastante elevados. Contratar un seguro privado nos garantizará los mejores precios en todos los tratamientos dentales que podamos necesitar, desde un blanqueamiento hasta una ortodoncia.

Por último, hay quien desea contratar un seguro médico para viajar o, dicho de otra forma, para gozar de cobertura sanitaria mientras se está en el extranjero. Por ello, muchas pólizas de salud cuentan con cobertura en el extranjero. Entre ellas destaca DKV Seguros. Contratar un seguro médico DKV nos da opción a un gran número de productos con cobertura completa en el extranjero para aquellos amantes de los viajes o para quién necesita viajar a menudo por motivos laborales.

 

Qué seguro médico elegir

En España existen diferentes compañías aseguradoras y cada una ofrece una importante variedad de seguros y pólizas a contratar. Es imposible afirmar si una de las opciones es mejor que las otras, pues en cada caso existirán unas necesidades y unas condiciones que harán más o menos idónea a cada alternativa. Aun así, hay aspectos que no varían en función de si vas a contratar un seguro médico Adeslas o a contratar un seguro médico Sanitas, por ejemplo, ya que están presentes en todas las aseguradoras. A grandes rasgos, esos factores a comparar a la hora de elegir seguro médico son:

Seguro médico con copago VS Seguro médico sin copago

Esta es una cuestión importante. Las pólizas en régimen de copago están pensadas para aquellos que no son muy de ir al médico, por decirlo llanamente. Si solo vas a querer visitar a tu médico cuándo realmente lo necesites, el copago te permite pagar menos en tu cuota mensual, pero haciendo frente a una pequeña parte del servicio médico que necesites en cada ocasión. En cambio, al contratar un seguro médico sin copagos, nuestra cuota mensual será más elevada pero no será necesario que abonemos nada más durante la duración del contrato, independientemente del número de visitas médicas o tratamientos de los que hagamos uso.

Queda aún una última modalidad; los seguros de salud en régimen de reembolso, una de las menos habituales y exclusivas. En este caso, nuestra cobertura es completa, pero si además deseamos asistir a un especialista fuera del cuadro médico de la compañía, también podremos hacerlo pagando solo una parte de su coste. El resto lo asumiría la aseguradora.

Cobertura completa VS Cobertura básica

El tipo de cobertura que contratemos determinará lo que incluye nuestro seguro médico. Una cobertura completa, como su nombre indica, es aquella que incluye cualquier tipo de necesidad o servicio médico; desde visitas y chequeos hasta hospitalizaciones e intervenciones quirúrgicas. Por otro lado, si contratamos una cobertura básica pagaremos una cuota más económica, pero solo quedarán incluidos ciertos aspectos, como pueden ser las hospitalizaciones y otros servicios y procedimientos más complejos. Combinar una cobertura básica con modalidad de copago es una fórmula habitual para disfrutar de todos los servicios sin pagar precios elevados por nuestra póliza de salud.

 

Cómo contratar un seguro médico

Existen distintas vías para contratar un seguro de salud, pero no todas tienen las mismas ventajas. Podemos optar por ponernos en contacto con una aseguradora y contratar el seguro directamente con ella, podemos visitar a un mediador para que nos asesore o consiga mejores precios o, podemos utilizar los servicios de un comparador online. Desde iSalud, el comparador de seguros médicos líder en España, nos hemos esforzado para que esa última opción sea la que más ventajas aporta a todo aquel que quiera un seguro de salud.

Los motivos para contratar un seguro médico a través de iSalud.com son:

-          La posibilidad de poder contratar tu seguro online o telefónicamente

-          Contar en todo momento con un equipo de más de 100 asesores expertos en seguros de salud

-          La garantía de conseguir el mejor precio para tu póliza

-          Acceso gratuito al chat médico 24 horas

-          Disfrutar de importantes descuentos en farmacias de todo el país

-          Poder disfrutar de los consejos y servicios de nuestros planes de prevención personalizados

Así que, si estás pensando en contratar un seguro médico, ponte en manos de los mejores a la hora de comparar y escoger el seguro de salud que mejor se adapta a ti.

¿Te ha gustado el post?
Valóralo y compártelo en tu red social.